Síguenos en las redes sociales:

Facebook Twitter YouTube

Portada | Regional | Estatal | Nacional | Internacional | Policial | Economía | Deportes | Entretenimiento | Tecnología | Insólito | Hemeroteca
 
 


Las noticias al momento
14:23 Presenta Centauros su equipo para temporada 2018
12:36 Ya puedes ver vídeos de YouTube en WhatsApp
10:50 Mato dos personas,pasara 40 años en los fríos calabozos
10:10 Que nada ni nadie nos divida: Omar Bazán
21:14 Mantendrá masa de aire polar ambiente frío en la entidad
21:03 Visita Blanca Gámez a la niña diputada infantil Brisa Sofía
20:39 Emite Protección Civil recomendaciones por frente frío
20:17 Grupos vulnerables 50 por ciento de descuento en pago de predial
16:40 Por concluir reclutamiento de supervisores y capacitadores-asistentes electorales
14:16 Vamos a entrar a la Ciudad de México como lo hizo Villa: Javier Corral
13:47 En poco tiempo se tendrá lista la nueva Ley de Transporte: Laura Marín
12:47 Se gradúan cadetes de Policía y Vialidad en Delicias
12:29 Exhortan atender recomendaciones por entrada de frente frío
12:18 Se presumen inocentes, los acusados de matar funcionario
12:10 No fueron felices por siempre, intento matar a su mujer

Vacaciones 2017

Fecha/hora de publicación: 11 de enero de 2018 14:11:35

Pregúnteme si leí, ¡Oh my God! ¡Naranjas! Del afamado montonsote de libros se me quedó en el librero medio montón. ¿Las causas de la tragedia? De salud, sin más: me insolé; me achicharré (la grasa nomás chirriaba y parecía yo luz de bengala); como Cuauhtémoc, terminé con los pies hechos asado... de puerco; y me dio un refrío con tos de perro que yo, que aborrezco ir con el médico, fui arrastrando mis miserias a un consultorio con una fiebre que me hacía ver visiones y las estupideces habituales que nomás imagino pasaron frente a mis ojos, apagados y legañosos, en espléndido technicolor.

Seguro de que la crítica no se hará esperar, me vale, y ahí va el listado de libros que leí en estas vacaciones; advertidos mis cuatro o cinco lectores (yo creo que así andan de mal mis números) de que si no les gusta esa relación, pueden ahorrarse el refunfuño e irse a... el penúltimo párrafo, que es donde empieza el remate de estos doloridos renglones.

El primero que leí, y me mató, fue "La Paz de los Sepulcros", de Jorge Volpi; cruda, lúcida, evocadora, la novela narra un crimen horrendo con un trasfondo esdrújulo (nostálgico-periodístico-necrófilo-político) muy bien escrito; lo recomiendo ampliamente. El segundo fue la sorpresa deslumbrante de un autor mexicano a quien no había leído, Daniel Salinas Basave, y que me encantó con "Vientos de Santa Ana"; ambientada en una frontera vívida y espeluznante, la novela recrea al siniestro Jorge Hank Rhon, famoso por sus excesos y desplantes, que inmortalizaría la absurda, estúpida y terrible frase que, no obstante, no le impidió ganar la Presidencia Municipal de Tijuana: "La mujer es mi animal favorito"; ambas novelas me recordaron a Héctor Aguilar Camín en sus mejores días; la tercera novela fue la ansiada "Eva", de Arturo Pérez Reverte, otra delicia, como no podía ser de otro modo si del español se trata; intriga militar que transcurre en Marruecos tras la saga del tesoro español enviado a la URSS al inicio de la Guerra Civil.

Decepciones escalofriantes por inesperadas —venían con una crítica excelente—: "El que mueve las piezas", de Ariel Magnus; y "El asesinato de Margaret Thatcher", de Hilary Mantel, no me gustaron nadita; en mi opinión, como luego se dice, "mucho ruido y pocas nueces"; otros que ni fu ni fa, "Reflejos en un ojo dorado" de Carson McCullers y "Fantasmas" de Paul Auster; insulsas y baladíes.

El último de Dan Brown, "Origen", y "Estados Unidos de Japón", de Peter Tieryas, merecen mención aparte; el primero es una vuelta de tuerca al género de este escritorzuelo a quien llevo leyendo desde hace años alimentado más por el morbo, entiéndase curiosidad malsana, que por otra cosa; si a la historia repelente de "El Código Da Vinci", constituye un ataque directo, malicioso y brutal, contra la creencia de millones de cristianos; esta novela lo regresa al oscuro origen de su fijación enfermiza contra la religión, a través de una historia facilona mal estructurada y peor escrita, cuyo eje es la negativa absoluta y tajante respecto de la existencia de Dios al amparo de una auténtica idolatría respecto de la noción de "ciencia"; ésta fue la gota que derramó el vaso, jamás pienso volver a leerlo, basura como es. En cuanto a la segunda, cumple con la promesa de ser una brillante novela de ciencia ficción y no queda a deber nada respecto de las expectativas que genera, amén de que contiene algunas reflexiones muy oportunas en materia de crítica social; pero no deja de ser ciencia ficción, un género que, después de Isaac Asimov, a quien leí en virtud de los buenos oficios de mi amigo Eslí, otro lector compulsivo, no termina de gustarme del todo; aunque, como luego se dice —Asimov dixit)—: "Una idea pobre bien escrita es probablemente más aceptada que una buena idea pobremente escrita"; pues este libro, bien escrito está.

El último de Almudena Grandes, "Los pacientes del doctor García", no llegué a concluirlo; por ahí se quedó en la treintava página, en un preámbulo que, como todo lo de esta escritora entrañable, promete y promete mucho. De los anunciados, muchos textos se quedaron en el librero, pues; ya vendrán otras fechas de ocio y habrá tiempo, espero, de poderlos comentar.

A mis cuatro o cinco lectores, y en general a aquellos que pasen sus ojos por estas líneas —menos las excepciones de rigor, que ya van en sus buenos diez u once individuos e individuas y ellos saben quiénes son (no se hagan)—, un cálido, fraternal y cordial abrazo; lo mejor en este 2018 que recién arranca; que sus sueños se colmen; que Dios los bendiga y que a todos nos guíe; que la felicidad toque a su puerta una vez y otra y otra; ¡Ah! Y ya puestos: que termine de bajar los ocho kilos que traigo de más y me hacen parecer cacahuate M&M sin cubierta de colores, que se me quite la tos, que Pittsburgh alcance su séptimo anillo, que no gane Andrej Manuel y sí Anaya, que yo concluya mi tesis de doctorado, que Luis baje de peso y se rasure, que ya llegue María de allá de donde anda, que se vaya Adolfo a iniciar su carrera, que Camila no se coma mis libros (lleva dos) y que allá por Semana Santa termine yo de una buena vez con mi montón de novelas por leer.

  Regresar a la portada
Selecciona la ciudad
Planets Delicias Chihuahua Juárez
Radioteleton 2017

Columnas de El Chilero
Estos espacios de expresión únicamente reflejan el punto de vista de los autores.


Para los externos al proyecto de nación promovido por Andrés Manuel, proclives al bipartidismo que siempre ha predominado en México, entiendo su crítica y modus operandi, es estratégica su forma de actuar y la desestabilización de Morena podría redundarles a ellos en cierto beneficio personal o grupal. Pero lo que sí de plano no concibo ni como estratégico ni conveniente para que el proyecto pueda rendir los frutos requeridos en Chihuahua es que propios hagan señalamientos sin sustento, sobretodo contraviniendo al líder nacional en cuanto a las candidaturas ciudadanas, en cuanto a la participación de liderazgos externos que si bien tomamos parte activamente unos, como colaboradores otros, no pretendemos generar nuestro capital político a costa dé sino al contrario sumar el poco o mucho arrastre que traigamos, porque estamos convencidos de la propuesta de López Obrador, y de la gran posibilidad que se presenta para los mexicanos en el 2018 si nos unimos en un propósito común.



Esa es la naturaleza de las campañas políticas, que desde el comienzo de estas los aspirantes deben mostrarse con un buen impermeable y piel dura para aguantar una sarta de mentiras y calumnias directas, las crudas verdades (aunque por lo regular verdades a medias o tergiversadas); la que se conoce como una campaña de desprestigio a la que tienen que enfrentarse quienes buscan un cargo público, lo sé por experiencia y puedo decir sin equivocación que entrar en el contexto de una campaña política en México es un riesgo inminente, no para los políticos decentes y buenos, que no están excentos en ningún momento de señalamientos falsos, al contrario, en ocasiones son más susceptibles debido a su condición, que en términos llanos podemos decir: sin cola que les pisen.



El llamado al mitin del próximo domingo, en la plaza del ángel, sin duda tendrá nuevamente una repercusión nacional, con la presencia de sus amigos de la ciudad de México, muchos de los que figurarán como candidatos en las próximas elecciones locales y sin duda, también a personajes de su propio partido que representarán al joven Anaya en esta demanda por la dignidad de Chihuahua.



PRESENTE


 
ElChilero.com.mx - ® Todos los derechos reservados 2018